fbpx

El sabor cubano de Oye Chico!

De acuerdo la opinión de muchos, la temporada de Food Trucks de Red Fork no estaría completa sin incluir la reseña de una pasada por “Oye Chico!”. Este es un camión negro que ofrece COMIDA CON SON y que se parquea frente al Teatro Presidente, en la San Benito, lugar que parece muy popular entre los amantes de la Street Food. A diferencia de los demás Food Truck que hemos visitado estos ponen un canopi con mesas a un lado, un espacio para comer que parecen compartir con El Parce.

Oye Chico! ofrece un menú de sándwiches con nombre y sabores cubanos. Llegamos al mediodía y decidimos ordenar tostones y croquetas cubanas para picar y para almorzar ordenamos El Cubano, El Mechudo y La Vaca Frita.

Todo el menú lo sirven en platos cuadrados de cartón con polipel. Los Tostones son seis medallones de plátano que se fríen dos veces, se corta un trozo de plátano sazón y se fríe un poco, se escurre, se aplasta y se vuelve a freír hasta alcanzar el color y consistencia deseados. Los sirven con unas tiras de cebolla curtida y uno puede agregar un pequeño recipiente de salsa de cilantro. Francamente los sirven calientes y crocantes, deliciosos con la cebolla y esa maravillosa salsa de cilantro que ellos llaman LABANA, tan buena que sería digna de cualquier restaurante.

Las croquetas cubanas son elaboradas con una base de salsa bechamel y jamón. Estas también nos las dieron recién cocinadas, calientes y crocantes, la masa de las que elaboran es verdaderamente sencilla, pero el sabor que logran es muy bueno. Sin duda esta gente de Oye Chico! anda bien, pensé. Llevaba dos de dos y contando…

Pasando por estos platillos para picar llegamos a los emparedados. Oye Chico! los sirve en una especie de pan ciabatta y los acompaña con tajadas de plátano frito. Empecé por El Cubano y siendo esta la especialidad del Food Truck esperamos una delicia. El sándwich cubano lo elaboran de cerdo horneado, jamón ahumado, queso mozzarella, mostaza, cebollas, pepinillos y mojo cubano. Debo decir que estaba rico, pero de todos los probados era el que tenía el sabor más modesto, le faltó intensidad. Aquí sentí que quedaron a deber, no mal, pero si un poco cortos.

El Mechudo era una ciabatta de cerdo deshilado, queso mozzarella, salsa BBQ, cebollas empanizadas y una especie de ensalada de pepino. Este emparedado estaba delicioso, el cerdo suave y jugoso, las cebollas crocantes y el pepino le daba un sabor fresco a cada bocado. Con este El Mechudo la cocina de Oye Chico! se volvió a parar.

La Vaca Rellena es una emparedado de carne deshilada de res, cebolla caramelizada, ralladura de papas y salsa de cilantro. Al igual que su hermano gemelo (El Mechudo) esta Vaca Rellena está sobresaliente. La carne de res deshilada y frita estaba bien sazonada y se complementaba de maravilla con la cebolla y la antes mencionada y magnifica salsa de cilantro. Super recomendado este emparedado.

Red Fork otorga siete Camiones Rojos a Oye Chico! en esta visita: delicioso, caliente, rápido, crocante, sabroso y a buen precio.

Para nuestros lectores que se interesan por los precios:

Tostones  $ 1.50
Croquetas cubanas  $ 3.00
El Mechudo  $ 5.50 
El Cubano  $ 4.99
La Vaca Rellena  $ 4.75
Gaseosa  $ 1.00
Té helado  $ 1.25

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *