fbpx

El fútbol lo mejor de Strikers

En día de partido, decidimos buscar un lugar para ver con ambiente de estadio un mazconcito de la Champions, así las cosas, alguien sugirió ir a Strikers, el Sport Bar del Hotel Barceló, un cuadra arriba del McDonald´s de la Zona Rosa y sin más, nos encaminamos al lugar.

Strikers Sport Bar & Restaurant del Hotel Barceló tiene acceso desde afuera del hotel, así que entramos directamente; el lugar es en una palabra espectacular, tiene pantallas de más de 120 pulgadas fácilmente 12 puestas alrededor de las mesas, desde donde te sentés quedás bien ubicado para disfrutar del futbol. Un golazo en el primer minuto para Strikers; en cuanto a facilidades y ambiente, están bien arriba de la competencia.

Nos llevaron el menú el cual revisamos rápidamente y ordenamos un Fried Calamari para ir picando mientras chequeábamos las opciones de almuerzo, el mesero regresó con las bebidas y con una cesta de palomitas de maíz calientitas y recién hechas, nos sorprendió ese detalle que te da chance de esperar matando de a poco el hambre.

Cuando los calamares llegaron a la mesa, ordenamos de inmediato unas mini hamburguesas y un sándwich de pollo porque el partido estaba a punto de iniciar y no queríamos distraernos. El plato de Fried Calamari, tenía un aspecto un poco desordenado, pero prometedor, el menú consigna que son aros crocantes de calamar con salsa tártara, lo que quedó desmentido en el primer contacto con el calamar, los aros estaban aguados y chiclosos, lejos muy lejos de las expectativas de la afición; sin más,  le pedimos al mesero que se los llevara. comentándole que lo recibido no estaba acorde con  lo ofrecido en el menú.

Cuando el primer tiempo del partido estaba llegando a su fin, llegaron las mini burgers y el sándwich, 42 minutos de espera para un par de platos tan sencillos nos pareció demasiado, pero, como estábamos viendo el partido, decidimos no decir nada y no perdernos el juego.

En el medio tiempo inicié con el “Chicken BBQ Sandwich”, que Strikers prepara en pan baguete con pechuga de pollo deshuesada, lechuga, tomate y queso suizo aderezado con guacamole, mayonesa y salsa BBQ, el aspecto espectacular y el emparedado estaba relleno con una porción generosa de todo, en el sabor es donde quedaron un poco cortos, porque tenía un desbalance de sabores en donde dominaba demasiado el dulce de la salsa barbacoa.

Decidí pasar a las Olé Burgers, un plato con 4 mini hamburguesa de res con chorizo español, queso manchego y tomate, que habíamos ordenado término medio. La carne estaba bien cocida y eso le restó puntos, pero en honor a la verdad las hamburguesitas estaban sabrosas y coincidimos que fue lo mejor que pusieron en la mesa.

Los precios de Strikers están más o menos parejos con lugares que se asemejan como Bennigans o Tony Roma´s, aunque las bebidas suaves aquí se pagan una a una no tienen la modalidad del Refill, el servicio de meseros es excelente; sin embargo, la calidad de la comida si se quedó muy atrás, con los tiempos demasiado prolongados y desdice de la cocina del hotel mismo. Esto puede ser debido a que estaba lleno, pero por nuestra parte la pasamos muy bien: el ambiente 10, el lugar 11 y nuestro equipo ganó (me refiero al fútbol), por lo que cerramos felices.

Red Fork otorga 3 Tenedores Rojos a Strikers en esta visita, pero volveremos esperando tener una mejor experiencia en otro partido. El lugar vale la pena pero tiene que mejorar su comida.

Para nuestros lectores que preguntan los precios:

Fried Calamari $ 10.50

Chicken BBQ Sandwich $ 8.50

Ole Burgers $ 9.95

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *