fbpx

Steak & Company

Steak & Company

La última vez que almorzamos en Gourmandises, notamos un nuevo lugar que abrió sus puertas en noviembre (2018) y, que claramente, se dedica a la carne; como ya lo hemos declarado, somos eminentemente carnívoros así que lo pusimos de inmediato en nuestra lista. Llegamos a Steak & Company para el almuerzo, el lugar es moderno, medianamente lujoso y de tamaño mediano, más o menos una docena de mesas, todas dispuestas anticipadamente para los comensales.

Después de recibir el menú, elegimos un par de entradas para romper el hielo: un Tatin de tomates asados con queso brie y Polenta Fries; el menú de principales de Steak And Company está diseñado para que uno elija la proteína, le ponga el acompañante y la salsa de su predilección, siendo así elegimos un Top Sirloin 16 onzas, unas Costillas St. Louis y para matizar un Portobello relleno caprese.

Steak & Company Menú

Después de unos minutos llegaron las entradas, inicié con Tatin de tomates asados y queso brie; la presentación no era muy prolija, la cocina sirve una pieza delgada de hojaldre con rebanadas de tomate asado, todo cubierto por una porción derretida de queso brie. La sensación de simpleza de la presentación terminó de golpe en el momento que probamos el tatín, el sabor era perfecto, el tomate delicioso, el hojaldre suave pero crocante y el queso brie reforzado con queso parmesano rallado; estaba derretido, caliente y sabroso, la cocina nos saludó con una verdadera maravilla.

Steak & Company, Tatin de tomates con queso brie

Los Fries de Polenta, servidos como una pequeña fogata al lado de una fuentecita de salsa marinara, los deditos fritos de polenta estaban porositos y bien crocantes, la idea es hacer dipping con ellos en la salsa de tomate; la mera verdad es que la experiencia es agradable y los polenta fries son buenos, pero el plato en sí quedaba varios puntos debajo de su antecesor.

Llegaron los principales y sin ser los platos más bonitos, estaban de buen ver y se dejaban acompañar de un aroma de «venga venga», que anticipaba la categoría de la comida. Top Sirloin 16 con gratinado de papas y salsa bearnesa, con una orden adicional de mantequilla trufada; el corte de la carne es un poco bajo para mi gusto, pero la porción es la prometida, el término era el indicado, estaba jugoso y suave, la mantequilla corría derritiéndose por la carne dejando impregnado un sutil sabor de trufa; muy bien esta carnita, como debe ser, grande, suave, jugosa y en su punto.

Steak & Company, Top Sirloin

Llegó el turno del Portobello Caprese que ordenamos con Ratatouille y Salsa de pimienta negra: la cocina sirve un portobello de buen tamaño con unos tomates cherry salteados, cubiertos por una capa de queso gratinada, el aspecto anticipaba una delicia y no nos decepcionó, los tomatitos abajo del queso estaban jugosos y el portobello perfectamente cocinado, el sabor dulce del hongo, las especies y el queso se juntaban perfectos en el paladar.

Portobello Caprese de Steak & Company

Por último dejé las Costillas St. Louis, papas fritas y salsa de queso parmesano: la porción estaba grande y con buena cara, sucede mucho que esta costilla se sirve un poco seca, en este caso la carne estaba suave y jugosa, los tonos de sabor a pimienta y naranja apenas dulce, muy buena y, la salsa de parmesano, le daba un giro de primera a cada bocado.

Costillas St Louis de Steak & Company

Steak And Company sirve sus platos con unos chips de pan ciabatta que parecen haber cortado en mandolina, bien tostaditos, muy buenos; el único detalle que no me gustó es que cada fuente de salsa o mantequilla cuesta $2.95, me parece que es mucho; sin embargo, su comida es buena y las salsas son de primerísima calidad, así que no perdíamos el entusiasmo y decidimos ir por unos postres. Ordenamos un Millicrepes limón, un flan de crema y caramelo y una tarta de chocolate y caramelo; para no hacer más larga la reseña (no queremos competir con El Faro), les hablaré solamente del que más nos gustó.

El Millicrepes limón (se traduciría como mil crepas de limón), es un trozo de tarta elaborado disponiendo en capas un poco más de una docena de crepas bien finitas con crema de limón y rebanadas tostadas de almendras, lo que terminan con un detalle de merengue italiano flameado; lo primero que debo confesar, es que éste es el mejor postre que he comido en mucho tiempo (directo al TOP 5 de los mejores platos en nuestro próximo conteo), las crepas estaban perfectas, apenas doradas y de un delgado uniforme, la crema de limón estaba verdaderamente increíble, apenas dulce, apenas ácida y apenas amarga; este postre debe ser un MUST en su visita a Steak & Company.

Millicrepes limón de Steak & Company

Estábamos muy bien impresionados por la calidad de la cocina de Steak & Company, no es un lugar barato, pero justifican con comida de primera sus precios; su servicio es muy bueno, el lugar es agradable y tienen el mejor postre que hemos probado este año, uno se levanta de sus mesas planificando volver. Red Fork otorga 6 tenedores rojos a Steak & Company en esta visita; es más, siete tenedores por ese postre  maravilloso.

Para los lectores que preguntan por los precios y la ubicación:

Polenta fries con salsa marinara $8.95

Tatin de tomates asados y queso brie $7.95

Top Sirloin 16 onzas $24.95

Costillas St. Louis $20.95

Portobello relleno caprese $ 15.95

Salsa extra 2.95

Postres Cada uno $ 5.50

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *