fbpx

Carne Calle, «el que sabe, sabe»

Las tendencias de la gastronomía, alrededor de las hamburguesas, son verdaderamente cambiantes; primero, fueron comida para los trabajadores, después, fueron comida de moda para los jóvenes y en algún momento fueron lo peor de peor de la comida chatarra. La gastronomía moderna le dio un nuevo aire y la convirtió en un plato completo, algunas veces hasta de corte gourmet, al elaborarla con materias primas de primera, de allí saltó a la moda la hamburguesa de talla grande, el siguiente paso de la burger es el Slider o hamburguesa de mano, que viene pintando y reclamando su lugar en la moda gastronómica moderna. Esas, justamente son las burgers que Carne Calle tiene en su menú.

Carne Calle en El Hipódromo

Dependiendo del lugar, ésta burger puede rondar desde 6 a 8 onzas incluyendo el pan; su principal atributo es, que la talla, sin ser pequeña, cabe en una sola mano y es muy fácil de comer. A ello dedicaremos esta reseña hecha en un lugar en donde todos sus platos (por lo menos hasta el momento) son sliders.

Cielo falso de Carne Calle

Carne Calle es un lugar relativamente nuevo que promete ser la nueva cuna de las burgers en El Salvador, opera en un local del CC EL Hipódromo, en la colonia San Benito; el lugar es moderno y poco pretencioso, me gustaron los decorados con ladrillo de saltex y cajas de madera, es un sitio bien pensado y entusiasma. Tienen 5 burgers en el menú: 3 de res y 2 de pollo, empezamos ordenando las 3 de res. Carne Calle sirve sus burgers en bandejas de cartoncillo y sellan en caliente su pan, muy buena presentación, arrancamos de muy buen ver.

La Primera: es el nombre que Carne Calle le da a una de sus sliders, una burger con carne de res, queso amarillo, chutney de cebolla, salsa CC, lechuga y tomate; el tamaño es exacto como me imagino una slider, el pan de papa está ligeramente tostado, la carne jugosa y el queso un poco derretido, definitivamente una hamburguesa bien hecha, arrancamos 10 en Carne Calle.

Carne Calle, La Primera

La Melcocha: es un espécimen con carne de res, queso amarillo, tocino, aderezo de mostaza y miel, aros de cebolla y pepinillos, pan tostado y la carne en su punto; la cebolla le daba un toque glorioso a la Burger y el tocino aportaba su sabor ahumado a la combinación, los pepinillos daban el contraste ideal de acidez en el paladar, su corte grueso permite diferenciarlo en los sabores. La slider apenas pasada de sal, pero muy buena.

Carne Calle, La Melcocha

La Catedral: que sirven con carne de res, queso blanco, salsa de pimienta, berro y tortilla frita; ésta fue la verdadera sorpresa de la mesa, el berro le da un sabor fresco, muy bueno, que contrasta con la salsa de pimienta muy cremosa y con un sabor maravilloso, las fajitas de tortilla frita le dan una textura crocante, excelente. Animados con lo recibido decidimos ordenar las 2 slider de pollo.

Carne Calle, La Catedral

La Mataniños: es una burger de pollo, con pechuga deshuesada empanizada, chile con relajo en polvo y ensalada de repollo; las burgers de pollo las preparan con una porción generosa y muy crujiente de pechuga de pollo empanizada, ésta tiene un picantito suave, muy agradable y contrasta muy bien con la ensalada de col morada.

Carne Calle, La Mataniños

La Empeñada: con pechuga de pollo empanizada, mostaza miel, tocino y pepinillos; nuevamente, el pollo en su punto, crocante por fuera, jugoso y suave por dentro. La combinación de tocino y pollo es explosiva y el dulce y ácido del aderezo la pone en las nubes.

Carne Calle, La Empeñada

Bandeja de papas con salsa de queso: es el departamento en donde Carne Calle nos quedó a deber, las papas estaban calientes, tostaditas y suaves por dentro indiscutible bien fritas, pero la salsa de queso es aburrida, como que va saliendo de una lata, no más de 4 de nota.

Carne Calle, papas con salsa de queso

Carne Calle es, sin duda, un lugar que vale la pena visitar, sus sliders están bien hechas; los comelones como el que escribe, necesitamos dos, pero una burger de esa talla con papas debería ser suficiente para cualquier terrícola. Me gusta el estilo del lugar y los nombres son un poco altaneros y descarados en el buen sentido de la palabra; sus burger son sencillas pero con su sabor dejan clara su maestría, haciendo verdad si lema “el que sabe, sabe” esta es una buenísima cancha para los que disfrutamos de las buenas burgers.

Nos gustaron las 5 burgers pero la mejor fue La Catedral con su salsa de pimienta. Red Fork otorga 6 tenedores rojos a Carne Calle en esta visita.

Para los lectores que preguntan los precios y la ubicación:

Todas las burgers $4.50

Bandeja de papas con salsa de queso $ 3.00

Agregar papas a tu slider $ 1.00

También te podría gustar...

2 Respuestas

  1. Katia Duran dice:

    Mejor descrito imposible.

  2. Iris de Garcia dice:

    Buena opcion para los jovenes y una canita al aire de los que pasamos los 50! Anotado!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *