Infalible Beto´s en La Libertad

En este ir y venir del primer Fudtúr Verano, hemos recorrido mucho de la litoral, algunos tramos de la carretera varias veces y es, absolutamente imposible, dejar de notar el éxito de Beto´s La Libertad; el lugar siempre parece lleno y con una vista al mar de primer nivel mundial, así que creímos lo mejor incluir una visita a sus mesas en este primer tour playero.

El restaurante cuenta con una gran terraza en dos niveles con sombrillas y piscuchas rompe sol para proteger a sus clientes; las mesas blancas y las sombrillas color caqui le dan un aspecto limpio y calmo, suavemente arrullado por el sonido de las olas cuando rompen con los arrecifes, siempre me gustó este detalle. A un lado tienen una terraza amplia y techada, sin duda Beto´s es un éxito, porque llegamos temprano, apenas pasadas las 12:00 y ya no encontramos una mesa a la orilla del mar, en la zona de las sombrillas y nos fuimos a la parte techada, en donde aún había mesas a la orilla; este espacio es menos espectacular, su ventaja es que el techo es tan alto que siempre es muy fresco y ventilado.

Beto’s La Libertad

Nos llevaron una tarjeta con el código QR y después de revisar el menú, elegimos para picar un guashimi 4 caras, un medio volcán de mariscos y para terminar una pizza de camarones y un arroz con calamares; terminando de ordenar estaba cuando alcancé a ver abajo del título de nuevos platos, unas conchas al ajillo y las agregamos al pedido para acompañar las entradas.

Empezamos nuestra aventura gastronómica en Beto’s, con el Guashimi cuatro caras, que sirven con su tradicional aderezo sobre cuatro estaciones de corvina, salmón, pulpo y caracol salpicado con aros de puerro y alcaparras, acompañado con pan con mantequilla; la técnica es sencilla, agarras tu rebanada de pan y montas en ella lo que te apetece del plato, con este siempre quedan bien el sabor del guashimi, es cítrico pero suavizado por el aceite de oliva. Este plato, una creación original de La Hola y Beto’s, su nombre se debe a la unión de dos palabras Guanaco y Sashimi.

Guashimi 4 Caras de Beto’s

Pasamos al Medio Volcán de mariscos empanizados, pedimos el medio porque ya sabíamos de la talla de este plato, la cocina no nos falló con el tamaño, es un plato que rebosa de camarones, calamares y pescado empanizados acompañados con cebolla morada curtida, yuca frita y salsa tártara; todos los mariscos del volcán traían el esperado tono dorado, bien cocinaditos, crujientes afuera y suaves por dentro, combinan exacto con los sabores ácidos de la cebolla y la tártara.

Medio Volcán de Beto’s

Después, llegó el turno de las conchas al ajillo, aquí confieso que me sorprendí cuando vi el plato, se veía pequeño, sin embargo tengo que reconocer, que estas conchas eran una bomba de sabor, cocinadas con ajo y aceite de oliva con un poquito de queso parmesano en polvo, estaban de muerte lenta, nos quedamos chuponeando con el pancito, el aceitillo del plato.

Conchas al ajillo de Beto´s

Fue el turno de la pizza de camarones, Beto’s desde sus inicios en un local pequeño en el Paseo Escalón, se hizo famoso por su pizza y sus cervezas oscuras, desde allí viene mi amor por esta pizza quesudita desde la orilla, que dejan quemar un poco en las orillas agregando así un crujiente de queso, (como un quemadito) de buen sabor al final de cada rebanada; conmigo con esta pizza siempre quedan rebien.

Pizza de Camarones de Beto´s

Por último, el arroz con calamares, confieso que este es mi plato favorito de la familia Beto’s, no ponen el montón pero la porción es más que suficiente, la gran diferencia entre este arroz y el que sirven otros, es el color que proviene de la generosa porción de tinta que usan en la cocina, a medida que vas metiendo el tenedor en el arroz, van apareciendo los tentáculos y los aros de calamar, siempre suaves y en su punto.

Arroz con Calamares de Beto´s

La comida estuvo magnífica, el medio volcán es, sin duda, un plato para picar cuatro o cinco personas, es realmente generoso, el plato de conchas pequeño pero delicioso, el Guashimi un más que merecido hijo predilecto del menú de Beto’s, la pizza como siempre estuvo al nivel y el arroz con calamares un 10 indiscutible, la cocina es 100% confiable, con un poco de paciencia cuando se llena mucho, siempre te quedaran bien con sus platillos. Red Fork otorga siete tenedores rojos a Beto’s en esta visita.

Para los que preguntan por los precios y la ubicación:
Guashimi 4 caras $ 14.00
Medio Volcán $ 14.50
Conchas al ajillo $6.95
Pizza grande de Camarones $22.00
Arroz con Calamares $ 8.50

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.